Nuestro planeta está en peligro. Esta es una realidad que ya nadie puede negar, desde la escasez de agua hasta el calentamiento global, sin olvidar la contaminación y sobrepoblación, han lastimado tanto a nuestro mundo que es momento de tomar acciones para cuidar el medio ambiente.

Todo lo que hacemos ayuda, desde pequeñas acciones en casa hasta políticas medioambientalistas y reglamentos industriales. Por eso, hoy te compartimos 10 maneras para ser más amigables con el planeta que todos debemos poner en práctica de inmediato.

¡No te despegues!, ayúdanos a salvar nuestro mundo.

10 formas de cuidar el medio ambiente

Acciones-para-cuidar-el-medio-ambiente

Es posible que alguna vez te preguntarás cómo puedes cuidar el planeta. Bueno, aquí te damos 10 acciones para cuidar el medio ambiente que, si logras convertir en hábitos, ten por seguro que ayudarás mucho a nuestro mundo.

Verás que con unos pequeños cambios en nuestra rutina o estilo de vida podemos hacer una diferencia. Incluso, si deseas colaborar más, hay muchos proyectos ecológicos en los que puedes aportar. ¡Todo depende de nosotros mismos!

1. Cuida tu consumo de agua

El agua es vida, eso lo sabemos todos, y la escasez de este vital líquido es una seria amenaza para todas las formas de vida en el planeta, no solo para los humanos. De acuerdo con la OECD (Organisation for Economic Co-operation and Development), la disponibilidad de agua potable irá en picada durante los próximos años.

¿Cómo podemos ayudar? Con acciones para cuidar el medio ambiente pequeñas, pero significativas en nuestro día a día. Por ejemplo:

  • Tomar baños cortos
  • Instalar sistemas de captación de agua de lluvia en nuestro hogar
  • Cerrar la llave del agua mientras nos cepillamos los dientes, lavamos los trastes o incluso al lavarnos las manos
  • No utilizar una manguera para lavar aceras o patios
  • Lavar la ropa con la lavadora siempre llena

2. Reduce tus residuos y separa la basura

Otro enorme problema de la humanidad es la basura. Nuestros desechos sólidos no solo contaminan, sino que son demasiados. La producción de basura es tal que resulta imposible manejarla adecuadamente.

En casa y en nuestra vida diaria, podemos ayudar simplemente comprando artículos que tengan menos empaques, evitar envases de plástico que no sean biodegradables o reciclables y separar la basura correctamente para facilitar la labor del reciclaje.

También podemos tratar de reutilizar todo lo que tiramos. Por ejemplo, usar unos jeans viejos que, en vez de ir a la basura, pueden convertirse en un cojín decorativo para la sala o en la nueva almohada de nuestra mascota. Siempre se puede reutilizar.

3. Dile sí al transporte público

En nuestra rutina diaria estamos muy acostumbrados a utilizar el automóvil para todo, pero justamente eso fomenta el tránsito vial, los atascos y, por ende, la contaminación. Además, el espacio de 4 automóviles, donde caben 16 personas, puede ser utilizado por un autobús donde caben 50 o más.

Una de las mejores acciones para cuidar el medio ambiente es, en la medida de lo posible, usar el transporte público para desplazarse en la rutina diaria. Eso ahorra combustible, contamina menos y nos da un poco de tiempo libre para leer un buen libro, por ejemplo.

4. Comparte viajes en automóvil

Acciones-para-cuidar-el-medio-ambiente

Si realmente necesitas usar tu auto en tu rutina diaria, una gran idea es compartirlo. Por las mañanas, por lo general, los autos van con 1 o 2 personas en promedio. Esto es un gran desperdicio de espacio.

Para combatirlo, puedes organizarte con tus vecinos o amigos y compartir el auto. Piénsalo de esta forma, también pueden compartir los gastos de la gasolina.

5. Reduce tu consumo eléctrico

La energía eléctrica es una enorme necesidad básica en nuestra vida moderna. El problema es que no es sencillo obtenerla, y por desgracia las energías verdes o renovables todavía no están lo suficientemente desarrolladas como para ser una opción total.

Hoy, generamos energía eléctrica con plantas hidroeléctricas y quemando carbón, situación que obviamente daña a nuestro planeta. Lo mejor que podemos hacer es reducir nuestro consumo eléctrico haciendo algunas acciones para cuidar el medio ambiente:

  • Usar bombillas o focos de bajo consumo en todas nuestras lámparas
  • Instala celdas fotovoltaicas (solares) domésticas para ayudar en tu consumo eléctrico
  • Apaga todos los dispositivos que no estés utilizando
  • Desenchufa de la corriente los aparatos y electrodomésticos mientras no los uses, en especial si tienen modo “stand by”
  • Modérate en el uso de la calefacción o el aire acondicionado
  • No dejes luces encendidas toda la noche o en habitaciones donde realmente no se necesite en el momento
  • Aprovecha la luz natural lo más que puedas

Esto puede sonar algo menor, pero el abuso de la energía eléctrica es una de las principales causas del calentamiento global y el cambio climático. Agencias como la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) han advertido de esta problemática por años.

Si realmente queremos cuidar al planeta y salvarlo, debemos hacer este tipo de cambios en nuestras vidas. Puede parecer hasta un sacrificio, pero vale la pena por salvar el futuro.

6. Procura que tu rutina de limpieza sea ecológica

En el mercado existen un sin fin de productos de limpieza. Lo malo es que muchos son fabricados con productos químicos dañinos. Encima de eso, al utilizarlos, estos productos terminan en el desagüe, contaminando aún más el agua.

Como alternativa, busca productos de limpieza ecológicos libres de productos químicos nocivos. Solo tienes que revisar la etiqueta y fácilmente los puedes identificar. Y como consejo extra para salvar al planeta, no tires al drenaje restos de comida, aceite de cocina o productos químicos.

Mejor, tira el aceite quemado y estos productos en una botella de plástico cerrada. Así, los trabajadores de la basura podrán disponer de estos residuos de manera sencilla y estarás cuidando el medio ambiente.

7. Limita tu uso de papel

Seguramente ya sabes que el papel que a diario utilizamos proviene de los árboles. Además de la deforestación, piensa en la contaminación generada por las fábricas papeleras y toda el agua que se necesita para hacer papel.

Para combatir este problema y ayudar a cuidar el medio ambiente, podemos usar menos papel y recurrir a otras opciones. De entrada, utiliza papel reutilizado para hacer impresiones y opta por comprar cuadernos y libretas hechos con papel mineral.

Además, muchas empresas (como las compañías telefónicas y de servicios) están enviando sus facturas de forma digital para ahorrar papel. Esta medida ayuda muchísimo a proteger árboles.

8. Practica el turismo sostenible

Acciones-para-cuidar-el-medio-ambiente

El turismo sostenible, o ecoturismo, es una tendencia muy popular para los amantes de los viajes. De esta forma, es posible recorrer el mundo entero, pues hay muchos países que promueven y fomentan el turismo sostenible.

Si quieres más información, visita nuestro artículo especializado en ecoturismo. Así estarás ayudando al planeta incluso de vacaciones.

9. Lleva bolsas ecológicas para hacer tus compras

Cada vez es más común el uso de las bolsas ecológicas, también llamadas bolsas verdes. Estas son bolsas de tela o de red que usas una y otra vez cuando vas al súper, al mercado o simplemente para transportar cosas.

En los últimos años, muchos gobiernos han comenzado a prohibir el uso de bolsas plásticas precisamente para incentivar el uso de estas bolsas ecológicas. Así, se reduce la contaminación de plásticos en los mares, como lo señala la organización Earth Action.

Y hablando de plásticos…

10. Despídete del plástico

El plástico es uno de los mayores problemas que tenemos. Su fabricación contamina mucho y, por si fuera poco, tardan cientos de años en degradarse. Es tan grande la cantidad de desechos plásticos en el mundo que los mares están infestados de basura plástica.

Estos desechos son nocivos para la fauna marina; con seguridad todos hemos visto algún video o noticia sobre tortugas que se tragan los popotes o pajillas plásticas y aves o peces atrapados en los arillos de los paquetes de latas de soda o cerveza.

Para combatir este grave problema, podemos comenzar por utilizar productos plásticos reciclados o que se puedan reciclar. También podríamos reducir nuestro consumo de plástico con pequeños cambios en nuestra rutina:

  • Usar papel de plata o papel aluminio en lugar de papel plástico para cubrir la comida
  • Utilizar envases de cristal o metálicos para transportar la comida en lugar de envases plásticos
  • Optar por vasos, platos y utensilios desechables construidos con materiales degradables
  • Dejar de consumir pajillas o popotes
  • Utilizar una botella de agua rellenable, de preferencia hecha de aluminio o algún material diferente al plástico

Súmate al Proyecto Eco de GrowPro

proyecto-eco-growpro

Precisamente, pensando en los plásticos que infestan los mares y en el futuro del planeta, en GrowPro hemos decidido tomar acción. Es así que nace nuestro Proyecto Eco, un ambicioso programa que busca poner nuestro grano de arena en la lucha contra la polución marina.

El proyecto funciona en conjunto con nuestros growers, Gravity Wave y pescadores locales. ¡Juntos podemos hacer una diferencia!

Si quieres unirte a este proyecto, visita nuestra página especial del Proyecto Eco de GrowPro, ahí encontrarás más información y, sobre todo, cómo puedes ayudar.

¡Salvemos el planeta, un día a la vez!